blog-interior

Como cuidar del adulto mayor

Por coddica

La decisión de cuidar a un adulto mayor en casa es algo que se debe conversar en familia, pues hay varios factores que se deben tener en cuenta. “Todo va a depender del paciente, pero lo básico es brindarles ciertos cuidados fundamentales que tienen que ver con un adecuado higiene, una buena alimentación, es decir, que coma cuatro comidas al día y que ingiera al menos siete tazas de líquido. Además, debe realizar actividades que aumenten la estimulación física, mental y darle afecto”, explica la Dra. Irma González, geriatra y médico familiar de Vida integra.

Cuando se trata de ancianos que se encuentran postrados, hay que considerar otras variables. “Este tipo de pacientes puede sufrir riesgos asociados a la rigidez de las articulaciones y escaras, entre otras, por eso es importante que tengan un buen colchón antiescaras y preocuparse de cambiarlo de posición cada dos horas y ojalá un kinesiólogo le haga ejercicios que después puedan repetir los familiares. Esto sirve para mantener los rangos articulares, ya que si una articulación está mucho tiempo inmovilizada tiende a ponerse rígida, lo que puede provocarle mucho dolor y limitaciones serias en la movilidad”, advierte la facultativa de Vida integra.

Preparar la casa 

Los accidentes más frecuentes que sufre el adulto mayor son las caídas. Se estima que después de los 65 años un 30% se va a caer al menos una vez al año y, de esas personas, entre un 40 y un 60% se volverá a caer el próximo año. Por ello es fundamental prevenir y acondicionar el lugar en el que esté el adulto mayor para evitar lesiones.

Algunas de las medidas que se pueden tomar son “sacar las alfombras o pegarlas al piso, poner barras en los baños y en los pasillos para que el paciente se pueda mover con seguridad, asegurarse que los espacios por donde transite estén bien iluminados y sin obstáculos y que los interruptores de la luz sean accesibles, también, que utilice un zapato adecuado. En cuanto a la habitación, el lugar debe estar ventilado, fresco en verano y calefaccionado en invierno”, agrega.

Actividad física y mental 

Existen diversas actividades que pueden hacer que una persona mayor se mantenga físicamente saludable, como realizar pequeñas caminatas, bailar u otros ejercicios en la misma casa según sus preferencias.

Asimismo, puede hacer algunas labores sencillas que no impliquen riesgos. “Éstas se deben hacer en lo posible a diario, aunque depende de la evaluación que le realice su médico de cabecera”, señala la Dra. González.

Los estímulos mentales también son primordiales, entre éstos destacan la lectura, la conversación y el juego.

“Si el adulto mayor está cognitivamente bien se le puede sugerir que lea una noticia y que después opine sobre lo que leyó, también podría jugar ludo o dominó. Lo que importa es que se entretenga y que estas mismas actividades le permitan mantenerse alerta y mejorar la atención”, destaca la Dra. González.

El entablar conversaciones sobre su pasado o pedirles su opinión sobre ciertos temas puede ser de gran ayuda. Lo importante es que cualquier actividad no supere los 30 minutos y, si la persona se cansa, es mejor parar y dejar que descanse.

Otro aspecto clave se refiere a la parte emocional. “La expresión de afecto es fundamental, independiente del estado de salud. El hablarles o acariciarlos son acciones determinantes para lograr que su calidad de vida mejore”, subraya la profesional.

Por otra parte, la Dra. González enfatiza que si se tienen las condiciones de cuidado, lo mejor es que el adulto mayor esté en casa junto a sus seres queridos, pues ahí pueden brindarle el cariño que requiere. Sin embargo, “si la familia se siente sobrecargada y no puede darle los cuidados necesarios, es mejor una residencia. Hacerse cargo de una persona mayor no es tarea fácil, es un trabajo que puede llegar a ser de 24 horas al día, por eso muchos terminan colapsando. Lo ideal es tener a alguien que ayude con el cuidado y que esa persona tenga bastante tiempo de descanso y relevo, pero todo dependerá de la condición del paciente y de los recursos familiares”.

Cómo evitar las caídas

• Mantenga una buena iluminación y aumente la luz en áreas de riesgo como escaleras, baño, cocina y dormitorio.

• El adulto mayor debiera utilizar zapatos ajustados con suela antideslizante. Las pantuflas son una muy mala opción, pues con ellas es más fácil resbalarse.

• Ponga pasamanos o barandas en escaleras, baños y pasillos.

• Los cables eléctricos deben estar pegados a la pared.

• Evite que animales paseen por donde se desplaza el adulto mayor.

• Si la marcha del anciano es inestable debe utilizar bastón o andador.

Contacto

8143 1400, 8143 1401 info@casahomecare.com.mx /casahomecaremx

SOLICITA MÁS INFORMACIÓN

Déjanos tus dudas o comentarios





Ubicación

Plaza LUA 2Piso L- 214, Av. Missouri 600, C.P. C.P. 66267
San Pedro Garza García, Nuevo León

Cerrar Contacto